Los siete juegos de mesa más conocidos de la historia

Durante nuestra infancia, hemos jugado a diferentes juegos de mesa demasiado diversos, desde el inconfundible parchís, pasando por las deudas económicas hasta los misterios y crímenes con un simple candelabro.

Somos muchos los que hemos jugado con nuestros padres, abuelos, tíos, primos, sobrinos, hijos, nietos a inéditos juegos de mesa las tardes de domingo o la tarde de Reyes. He aquí un listado con esos siete juegos de mesa para todas las edades, a excepción del Monopoli, que como la historia de Michael Ende, es interminable.

Cluedo

¿Quién nos iba a decir que un juego de asesinatos, crímenes y escenas violentas era un entretenimiento para niños? Pues sí, amigos. El mítico juego del Cluedo, hallado en todas las casas del mundo, es un juego de mesa basado en descubrir quién asesinó al Dr. Black (Dr. Negro en español) con qué arma y en qué habitación. Un clásico que explica el por qué muchos niños siempre han tenido el síndrome de Sherlock Holmes.

Cluedo

Cluedo-Fotografía de Steven Isaacson www.flickr.es

Tragabolas

En su origen denominado Hungry Hungry Hippos, es un entrañable entretenimiento infantil que consiste en atrapar todas las bolas posibles del tablero con un hipopótamo, compitiendo hasta un total de cuatro jugadores. Para muchos, el Tragabolas, siempre ha causado polémica ya que es un juego que genera el escándalo, la pelea, el caos… ¿Cómo es posible que los padres compren a sus hijos un juego que hace un ruido descabellado, causa impotencia a los más pequeños y para colmo, por muchos golpes que el tablero reciba por parte de los niños, no se rompe ni a tiros?

Tragabolas

Tragabolas-Hungry Hungry Hippos

Acorazado electrónico

Juego electrónico destinado a dos jugadores que poseen 5 barcos cada uno escondidos en rejillas. Los niños españoles comenzaron, a principios del siglo pasado, a jugar a las batallas navales con lápiz y papel, pero desde su comercialización, en los años 60, se juega en un tablero electrónico que involucra a los dos oponentes en una constante adivinación y destreza. Fue tan impactante la práctica de este juego de mesa, que en 2012 se estrenó una película en homenaje a él llamada Battleship.

¿Quién es quién?

Al igual que el anterior, es un juego de adivinanzas que hace competir a dos jugadores. Cada uno de ellos, dispone de un tablero con 24 dibujos de personajes identificados por un nombre. El juego trascurre por un baraja conjunta de 24 cartas con las caras de esos personajes. La finalidad del mismo consiste en descifrar qué carta seleccionó el contrincante. Entre los dos oponentes tienen que hacerse preguntas hasta conseguir adivinar quién es ese personaje, como por ejemplo: ¿Es rubio o moreno? Sin embargo, nunca nos hemos preguntado que es un juego un tanto racista y machista, puesto a que sólo hay una persona negra y nada más que cuatro mujeres. ¿Un poco contradictorio, verdad?

Operación

Un juego en cierta medida algo descabellado puesto a que el teclado es una plancha metálica que hace referencia a una mesa de operaciones, con un paciente desnudo en una camilla. Es un juego muy competitivo, pudiendo jugar hasta un total de cuatro personas, con el objetivo de hacer un máximo de operaciones con éxito y conseguir con ello, una gran cantidad de dinero. ¿Cuántos niños del mundo habrán terminado siendo enfermeros por la ambición de querer curar a la perfección al enfermo a cambio de dinero?

Perfection

Entretenimiento para niños que genera cierta habilidad y destreza poniendo a prueba la prudencia y paciencia de los peques. Un genial método para que desde bien pequeño, generes habilidades motoras excepcionales, orientación espacial y, sobre todo, memoria. El fin de este juego es colocar todas las piezas en su lugar antes de que se acabe el tiempo, y con ello, las piezas salten del tablero. ¿Qué niño no ha sufrido un ataque de nervios por no haber podido superar esas competiciones intimidados con una bomba de tiempo?

El juego de la vida

Juego completamente psicológico que lleva a los más pequeños a conocer las responsabilidades, las incidencias, los obstáculos y los problemas que conlleva la vida. El jugador tiene que saber trabajar y tener una familia de la mejor forma posible. A fin de cuentas, la finalidad de este juego de mesa es que el oponente se retire a tiempo con el máximo de dinero posible sin llegar a propiciar su muerte. ¿Interesante, no?

En definitiva, toda una infancia, toda una juventud y, en realidad, toda una vida influidos por las reglas e instrucciones de tantísimos juegos de mesa. ¿Divertido, no crees? ¿Quién sería la persona que tuviese tanta imaginación e ingenio para poder ponernos a todos los pelos a flor de piel? Toda una vida para saberlo, porque…¡La vida es un juego!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *